Con calor navideño: cómo lucir elegante aunque te roben el invierno

¡Es Navidad y en muchas partes del país no podemos creer que estamos a 36 grados! ¿Dónde quedan nuestros planes de lucir grandes tules y vestidos elegantes y abrigadores?

Está claro que para repensar nuestro guardarropa con las novedades de invierno, sólo hay un obstáculo: ese frío que tanto esperamos los que vivimos en países o zonas tropicales muchas veces nunca llega, o gracias al calentamiento global y una infinidad de otras razones, al menos este año se ha retrasado.

Si piensas que el calor se robó la navidad, considera que este clima tibio puede ser la mejor excusa para incorporar estilo y color a nuestro outfit. Después de todo, ¿quién puede resistirse al calor navideño?

Aquí te presento los mejores consejos para seguir viéndote impecablemente chic de los pies a la cabeza a pesar del calor

1. Opta por capas de colores, no de ropa. 

Cambia las tradicionales capas invernales por una combinación de colores de temporada y texturas en telas. No más de tres, para mantener la armonía y obtener un outfit llamativo y único.

Bloque de Color.png

2. El accesorio correcto hace la diferencia.

Si piensas que la elegancia es sinónimo de abrigos y pieles, te sorprendería saber cómo accesorio correcto puede hacerte lucir sofisticada sin obligarte a usar un outfit invernal. Para un look elegante y nada sobrecargado, los extras son tus mejores amigos: lo mejor que podemos llevar es un statement accesory, es decir, un accesorio llamativo, que te acomode y que destaque. Un ejemplo sería un collar chunky, de colores contrastantes a tu outfit o unos aretes prominentes que desvíen la mirada.

Chunky Necklace.png

 3. Utiliza el cabello recogido y hazte notar.

Los días de usar colas de caballo o bandanas se han ido. Es correcto: nada irradia más elegancia –y nada es más práctico— que un peinado que parezca que tardaste horas haciendo pero que en realidad sólo te tomó unos minutos. El cabello recogido es muy elegante y a la vez fácil de hacer: un messy bun es ya característico del invierno, o tal vez una corona de trenzas. Ambos marcarán diferencia en tu look y te separarán de los demás, sin sufrir calores innecesarios ni cansarte de más en la elaboración.

 Messy Bun.png

Puedes aprender a hacer tu messy bun perfecto en The small thing blog.

4. Deja que fluya el aire.

Es bien sabido que los colores oscuros absorben luz, pero… ¡vamos! Es invierno y queremos simularlo en nuestro vestir: utiliza colores oscuros o neutros, el marino y gris, pueden convertirse en fieles seguidores, dejando el negro para aquel momento especial.

Grises.png
Utiliza prendas que dejen circular el aire, lo ideal es usar faldas y vestidos, diferentes largos y cortes están a disposición para adaptarse a cualquier tipo de cuerpo. De esta manera lograrás un look elegante e invernal, sin pensarle de más. 

5. Y lo más importante… ¡Que no se te corra el maquillaje!

Evita las bases en crema, ya que la humedad te hará ver más glossy y sudorosa si tienes demasiado brillo en la piel. Una BB cream es ideal para la ocasión, pues no es tan pesada como una base normal y cumple la misma función. El truco para mantener la piel seca y libre de brillo es usar lo menos posible en ella, prefiriendo una apariencia  más natural.

 Cremas.png

Y, por último:  como durante el resto del año, mantente hidratada y usa protector solar porque los rayos del sol no descansan durante estos meses. ¿Recuerdas el viejo refrán que reza: “la belleza comienza desde el interior”? Si conservas tu actitud a pesar del aire caliente y del sol inclemente, la gente notará que estás cómoda contigo misma. Ese tipo de detalles marcan la diferencia y hacen lucir aún más tu outfit perfecto.

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

0 comentarios